Entradas

Ligando en Grindr contra el VIH: la Agencia de Salud de Barcelona ya tiene una cuenta en las ‘app’ de contactos

  • La Agencia tiene usuario en cuatro aplicaciones para relaciones entre hombres para fomentar la detección precoz de infecciones de transmisión sexual
  • “Atendemos a sus dudas sobre relaciones sexuales y les recordamos que pueden realizarse la prueba de detección”, explican en el equipo del chat
  • En 2017 un total de 200 personas se hicieron las pruebas tras recibir la información en estas ‘app’, aunque su impacto podría ser mayor

Los barceloneses que usan Grindr y otras ‘apps’ para tener relaciones entre hombres puede que se hayan encontrado recientemente con un usuario atípico, que en vez de ligar lo que quiere es dar consejos sobre salud sexual. La Agencia de Salud Pública de Barcelona tiene desde hace un año una cuenta propia en cuatro de estas ‘apps’ con las que interactúa con los usuarios para recomendarles que se realicen las pruebas sobre infecciones de transmisión sexual. Por esta vía ha conseguido en 2017 que al menos 200 personas realicen el test.

Consciente de la alta incidencia de las infecciones de transmisión sexual entre el colectivo gay (el 83% de los casos de VIH entre hombres en Barcelona se dan a través de relaciones homosexuales), la Agencia de Salud Pública de la ciudad ha decidido llevar su difusión sobre la prevención y la detección precoz a estas aplicaciones. Tiene usuario en Grindr, Wapo, Planeta Romeo y Scruff, todas ellas destinadas a hombres gays, bisexuales u otros que quieren tener relaciones con hombres.

“Es un sistema persona a persona para hacer lo más accesible posible las pruebas de diagnóstico”, asegura Maribel Pasarín, responsable del Observatorio de Salud Pública de Barcelona. A la práctica, lo que hace este organismo es abrir una cuenta como si fuera un usuario más, pero con el logotipo de la institución. Así es como se aparece a todos aquellos que estén en su radio de influencia (puesto que estas aplicaciones ofrecen contactos en el área geográfica en que uno se encuentra). Al verlo, los usuarios pueden empezar una conversación vía chat, como se hace habitualmente, aunque en este caso quien responde es un profesional de la salud.

“Atendemos a sus dudas sobre relaciones sexuales, tratando de adaptarnos a su casuística, pero siempre respetando el anonimato, y lo que siempre hacemos es recordarles que pueden realizarse la prueba de detección de infecciones muy cerca de donde están y de forma gratuita”, cuenta uno de los miembros del equipo de cinco profesionales que responde al chat, aunque prefiere no dar su nombre.

En 2017, el primer año de piloto de este proyecto, la Agencia ha intercambiado mensajes con unos 4.000 usuarios de estas ‘apps’, de los que 200 han acudido a sus sedes a hacerse la prueba, y 4 han sido diagnosticados con VIH y 3 con sífilis.

Desde las entidades LGTBI valoran esta nueva medida como un paso más para acercarse a las poblaciones llamadas de riesgo, como sucedió por ejemplo en 2006 con la habilitación de puntos para realizar pruebas en las saunas destinadas a relaciones sexuales. “Nos parece razonable que la Administración intente llegar allí donde se encuentra la gente”, afirma Quim Roqueta, de la entidad Gais Positius.

“La salud sexual del colectivo LGTBI nos preocupa, tenemos que hacer llegar a la población, sobre todo joven, que la detección de infecciones es gratuita y necesaria”, apunta Eugeni Rodríguez, del Observatorio contra la Homofobia.

Las infecciones por VIH se han estabilizado en los últimos años e incluso han descendido de 385 a 230 de 2015 a 2016, pero lo que preocupa ahora a la Agencia de Salud Pública es el incremento de casos de gonorrea (de 588 a 1.072 en un año) y de sífilis (de 508 a 720). Aunque aseguran que buena parte del incremento se debe a un cambio legislativo en 2015 por el que se incluye estas infecciones dentro de las enfermedades de declaración obligatoria, reconocen su preocupación por un ligero descenso del uso del preservativo sobre todo entre los jóvenes.

Ampliar el radio y el uso de las ‘app’

En la Agencia de Salud Pública estudian ahora ampliar el radio de actuación de su usuario. Cabe precisar que, al contar con una única cuenta, la población a la que llegan es la que se encuentra en un radio cercano a sus sedes de la plaza Lesseps y la avenida Drassanes. “A veces nos movemos por varios sitios de la ciudad para llegar a más gente”, asegura uno de los técnicos, pero admite que no es lo habitual.

Una opción que barajan es desplazarse a eventos a los que acuda en multitud el colectivo homosexual, como puede ser el Pride u otros festivales. Están a la espera de hacer balance del piloto para decidir qué presupuesto le dedican en el futuro, pero a juzgar por el aumento destinado a la prevención de estas infecciones (ha crecido un 42% de 2015 a 2017), todo apunta a que se ampliará.

Otra vía de difusión que emplea la Agencia de Salud Pública de Barcelona dentro de las ‘app’ es la de la publicidad al uso, con la que ha alcanzado este 2017 unas 8.800 visualizaciones, de las que un centenar han acabado en pruebas de detección. Sin ir más lejos, la agencia de la Unión Europea para la prevención y control de enfermedades publicó en diciembre una guía para aconsejar a aquellas administraciones que quieran publicitarse en estas ‘apps’.

Fuente: eldiario.es

Se pone en marcha la Encuesta Europea por Internet para Hombres que tienen Sexo con Hombres (EMIS 2017)

Con ella se pretende detectar necesidades y establecer recomendaciones, especialmente en lo relativo a la prevención y control del VIH y otras ITS

Dentro del proyecto paneuropeo ESTICOM (sondeos y formaciones europeas para mejorar la salud de la comunidad HSH, en sus siglas en inglés), se ha puesto en marcha la segunda fase del sondeo EMIS (Encuesta Europea por Internet para Hombres que tienen Sexo con Hombres), conocida bajo el nombre EMIS 2017. El proyecto ha sido financiado a través del Programa de Salud de la Comisión Europea 2014-2020.

La primera fase de EMIS fue realizada en 2010 y contó con la participación de más de 13.000 hombres gais y otros hombres que practican sexo con hombres (HSH) españoles (más de 180.000 en el total de Europa). Entre sus principales hallazgos destacaron la discriminación aún existente en nuestro entorno por la orientación sexual (más del 40% refirieron haber experimentado algún episodio en los 12 meses anteriores a su participación), el grado de uso del preservativo en las relaciones sexuales y la caracterización de la prevalencia de uso de drogas recreativas, el VIH y otras infecciones de transmisión sexual (ITS).

El principal objetivo de EMIS 2017 es profundizar en lo ya evaluado en 2010 y generar datos útiles para poder planificar los programas sobre prevención y atención del VIH y otras ITS, además de observar la evolución de cada país en estas áreas comparando los resultados de 2017 con los de 2010.

Otros aspectos que permitirá describir el sondeo serán las prácticas de riesgo de transmisión del VIH, las necesidades en prevención y el uso de los servicios de cribado del VIH y otras ITS por parte de los HSH. Entre los nuevos aspectos que cubrirá la encuesta se incluyen el ChemSex (el uso intencionado de drogas en las relaciones sexuales) y la profilaxis preexposición frente al VIH (PrEP). El ChemSex ha generado una gran preocupación en los últimos años como consecuencia de los potenciales problemas asociados al consumo problemático de drogas en las sesiones de sexo. Tanto es así que algunas ciudades como Barcelona y Madrid han incorporado el abordaje del ChemSex entre sus planes de salud pública.

Mientras que a nivel de cada uno de los países se contempla que EMIS 2017 será una herramienta clave para el diseño de programas estatales, en el plano internacional puede tener más interés como análisis de la evolución de la epidemia del VIH y de los datos epidemiológicos del resto de ITS, así como también para evaluar el impacto epidemiológico de las diversas pautas políticas, culturales y de provisión de servicios.

El perfil de participante en el sondeo es el de todo aquel hombre gay, bisexual u otro hombre (incluidos hombres transexuales) que se sienta atraído por hombres. En cuanto a la edad, el criterio de inclusión es haber alcanzado la edad legal para tener relaciones sexuales en el país donde se resida. Un total de 50 países de la región europea participan en el sondeo, que ha sido traducido a 33 idiomas.

En la encuesta se pregunta principalmente sobre las relaciones, la vida sexual, los riesgos, las precauciones y el uso de los servicios de salud. Se tarda unos entre 15 y 25 minutos en cumplimentarla y puede realizarse a través del ordenador o de cualquier dispositivo móvil con conexión a internet. La encuesta cumple con los estándares actuales de protección de datos, por lo que la participación es completamente anónima y confidencial.

Se puede acceder a la encuesta a través del siguiente enlace: www.emis2017.eu.

Fuente: Grupo de trabajo sobre tratamientos de VIH

Referencia: Comunicado de prensa de EMIS-2017: Major European Men  who have Sex with Men Internet Survey, EMIS 2017 launched in Europe

En busca de un ‘Póntelo, pónselo’ sin dinero público

A falta de perfilar detalles, la Coordinadora Estatal de VIH-Sida (CESIDA) ha presentado el germen de lo que será la nueva campaña nacional de prevención de VIH en jóvenes, un colectivo -especialmente entre los hombres que tienen sexo con hombres (HSH)- especialmente vulnerable a la infección, como se empeñan en demostrar las cifras.

La campaña ganadora, cuyo eslogan es Noise against AIDS (Ruido contra el sida) ha sido seleccionada por un exigente jurado en el que curiosamente sí estaba presente el Plan Nacional sobre Sida, que ha no ha contribuido a la financiación del proyecto, proveniente únicamente de los propios fondos de las organizaciones que componen CESIDA y el laboratorio fabricante de antirretrovirales Janssen.

“Tampoco podemos dejar de actuar por que el Ministerio no nos ayude”, explica a EL MUNDO Jorge Garrido, director de la ONG Apoyo positivo y coordinador del proyecto HIV Think Tank, iniciativa de la que partió el concurso de la campaña, que pretende convertirse en un nuevo Póntelo, pónselo, “el único anuncio que ha conseguido crear un hito en la prevención del VIH”, según este experto.

El proyecto ganador “creado por y para jóvenes” ha sido presentado por alumnos de la Escola Superior de Disseny i Enginyeria Barcelona que, según explicaron, aspiran a conseguir -“aún sabiendo que no es realista”- un mundo libre de sida.

Garrido reconoce que la campaña saldrá muy barata en comparación a si hubiera estado convocada por el Ministerio, pero aspira a que éste -a través del rebajado Plan Nacional sobre Sida- la apoye de otras maneras cuando sea una realidad, por ejemplo emitiendo en canales públicos los anuncios y apoyando en otras formas de difusión.

Según el equipo que ha diseñado la campaña, el concepto clásico de anuncio no será, sin embargo, el eje de la misma, ya que se apoyarán en redes sociales, harán un importante uso de la tecnología -desarrollando, por ejemplo, un código QR para que los jóvenes sepan dónde están los puntos de reparto de preservativos gratis y los lugares donde hacer la prueba del VIH- y intentarán que la población se implique al máximo, “de una forma parecida al movimiento 15 M”.

Según el jefe del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, Santiago Moreno, la razón por la que la campaña ha de ir especialmente dirigida los jóvenes la ofrecen las propias cifras de registro de casos de VIH, que demuestran un ascenso constante de nuevas transmisiones en este colectivo. “Las personas que no han vivido la crudeza de la epidemia del sida antes de los antirretrovirales le han perdido el miedo”, explicó.

Así, aunque solo entre el 2% y el 4% de los nuevos casos se da en menores de 20 años, un tercio afecta a jóvenes en la franja de los 20 a los 30, mientras que otro tercio se da entre los 30 y los 39 años. La edad media de detección de la infección por VIH es de 37 años.

El experto también resaltó un dato ya conocido por las autoridades sanitarias: que la principal “práctica de riesgo” para la adquisición del VIH es la vía sexual, especialmente en HSH. Desde CESIDA, Garrido reconoció la especial vulnerabilidad de este colectivo, que achacó a un déficit en la educación “sexual y sentimental” de los jóvenes españoles.

Fuente: http://www.elmundo.es

Foto portada: fotograma de la campaña ganadores, ‘Noise against aids’