«Posiblemente tengamos un microbicida eficaz en 2015», Doctora Zeda Rosenberg.

  • ‘Necesitamos estrategias de prevención del VIH que cuenten con las mujeres’
  • ‘Conseguir dinero es ahora mismo el mayor reto de la investigación’

Poder salvar la vida de millones de mujeres en el mundo es el sueño de la doctora Zeda Rosenberg. La de ella y la de su equipo del Partenariado Internacional por los microbicidas (IPM), una organización que se fundó en el año 2002 para fomentar la investigación de estos productos -geles vaginales- como método para prevenir la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) en las féminas. Para que este empeño deje de ser un sueño y se convierta en realidad, no duda en recorrer el mundo buscando aliados que permitan llevarlo a cabo pronto. Este mes ha estado en Barcelona, en el 7º Congreso de Medicina Tropical y Salud Internacional (ECTMIH), desde donde ha hablado con ELMUNDO.es

Pero a pesar del empeño de científicos y activistas, la historia de los microbicidas ha sido, por ahora, la historia de una decepción. Los primeros productos que se probaron no sólo no prevenían la infección sino que aumentaban el riesgo de que las mujeres contrajeran el virus. El panorama ha mejorado gracias a la utilización de nuevos antirretrovirales y ahora hay algunos microbicidas prometedores en desarrollo que ha vuelto a dar esperanzas a los investigadores. La doctora Rosenberg analiza cómo está la situación.

La gran noticia en el campo del sida el pasado año fue la llegada de un microbicida -el CAPRISA- que evitaba la transmisión del virus en un 39% de los casos. ¿Qué hay de nuevo sobre este producto?

Actualmente se están llevando a cabo dos ensayos para confirmar esos resultados iniciales. El primero es el estudio VOICE, que está financiado por los Institutos Nacionales de Salud de EEUU (los NIH) y lo realiza la Red de Ensayos de Microbicidas (Microbicide Trials Network (MTN). El objetivo es evaluar los riesgos y beneficios del uso diario del gel (que contiene el antirretroviral tenofovir). El segundo estudio es el FACTS y trata de analizar cuál es la dosis más adecuada del gel que pueden usar las mujeres sin peligro.

Aparte del Caprisa ¿Qué otros productos se están estudiando y en qué punto se encuentra la investigación con microbicidas?

Además del tenofovir, que es el fármaco que utiliza Caprisa, hay otro antirretroviral (dapivirina) que se está estudiando para ver si es seguro tanto en geles de aplicación diaria como en anillos mensuales. De hecho, el año que viene comenzará un ensayo a gran escala para probar la seguridad y la eficacia del anillo.

Los microbicidas llevan años siendo una esperanza para las mujeres, sobre todo en África. Pero, de momento, es más la historia de un fracaso ¿serán una realidad algún día? ¿Se atreve a dar una fecha?

Es cierto que la primera generación de productos falló a la hora de prevenir infecciones, pero la nueva generación, que se basa en antirretrovirales de alta eficacia, son mucho más prometedores. El ensayo con Caprisa ha servido para demostrar que la idea de los micobicidas es posible. Si los estudios VOICE y FACTS confirmaran su eficacia, podríamos contar con un microbicida eficaz en el mercado a partir del año 2015.

¿Cuánto se invierte en investigar microbicidas?

El pasado año se destinaron 247 millones de dólares (unos 179,5 millones de euros) a la investigación de estos productos.

Hay quien dice que sería mejor destinar esos recursos a otras estrategias que sí han demostrado su eficacia. ¿Qué opina? ¿Conviene seguir insistiendo en los microbicidas?

La prevención del VIH requiere de un conjunto de diferentes herramientas y opciones. Desde luego que la promoción del preservativo debe ser el pilar principal que sustente los programas preventivos. Pero lamentablemente sabemos que no todo el mundo usa los condones y que hay quienes (por razones culturales…) no pueden utilizarlos. Es especialmente el caso de muchas mujeres con un alto riesgo de infección. Por eso necesitamos estrategias que se centren en esta realidad, en la situación de estas mujeres; y los microbicidas forman parte de esta estrategia.

¿Ha afectado la crisis a los proyectos con microbicidas? ¿En qué medida?

La financiación se ha convertido en el mayor desafío de la investigación, justo en el momento en el que ésta es más prometedora que nunca. Hay muchos productos prometedores que deberían desarrollarse para asegurar el éxito a largo plazo de las estrategias de prevención, pero los estudios están yendo mucho más despacio de lo que deberían por culpa de la crisis económica. Conseguir dinero ahora es lo más difícil. Es muy frustrante ver cómo no puede progresar nuestro trabajo debido a los problemas económicos.

¿Qué sería realmente más necesario: la ansiada vacuna contra el sida o un microbicida eficaz?

Lograr una vacuna es una cuestión necesaria y urgente. Sin embargo, los retos a los que se está enfrentando esa investigación apuntan a que posiblemente sólo se logre una vacuna de una eficacia parcial, por lo que necesitaremos contar con otras opciones de prevención como los microbicidas o la profilaxis pre exposición (dar fármacos antirretrovirales a personas no infectadas para evitar que les transmitan el virus) para contener la epidemia.

¿Cuántas infecciones se podrían evitar con un gel que fuera parcialmente eficaz?

Algunos modelos matemáticos han mostrado que se podrían prevenir millones de nuevas infecciones y muertes. El número exacto dependerá de cómo se distribuyan los microbicidas y a cuánta gente alcancen. Es vital que estos productos sean accesibles. Por eso, nosotros hemos negociado con varias farmacéuticas para que estos productos puedan ser distribuidos al menor coste posible.

¿Cuál es la prioridad mundial ahora mismo en la lucha contra el sida?

Las prioridades son asegurar que todo el mundo que esté infectado y necesite tratamiento reciba los fármacos y, por otro lado, reducir el número de infecciones. El tratamiento y la prevención deben ir de la mano para controlar la epidemia de sida.

Publicado en: elmundo.es

20 de octubre, Día de la Prueba del VIH

Con motivo del Día Mundial de la Prueba del VIH, En Plenas Facultades, conjuntamente con la Oficina de Cooperación de la UdG, la Cátedra de Promoción de la Salud y el Plan UdG Saludable, SALUTACCIÓ organiza una Campaña informativa en la Universidad de Girona ofreciendo la posibilidad del hacerse la prueba rápida del VIH en las instalaciones de la UdG.

Desde 10.00 a 14.00 se colocará un punto informativo en el hall de la Facultad de Ciencias (Campus Montilivi) y en la Facultad de Enfermería y además se realizarán pruebas rápidas del VIH en el aula AC-016 del aulario común (Ciencias) y en el laboratorio 1 de la Facultad de Enfermería. La campaña será llevada a cabo por profesionales de la Asociación Comunitaria Anti Sida de Girona.

Según información extraída de la web del Ministerio de Sanidad Política Social, e Igualdad:

¿Qué es la prueba del VIH?

La prueba del VIH es la única forma fiable de saber si una persona está o no infectada por el VIH, el virus del sida.

Las pruebas de diagnóstico del VIH que se emplean habitualmente son tests que miden, mediante un sencillo análisis de sangre, los anticuerpos que genera el organismo frente al VIH.

¿Cuándo hacerse la prueba del VIH?

Si cree haber tenido una práctica de riesgo (ver apartado “quiénes deberían hacerse la prueba” más adelante) no debe esperar: acuda a su médico o centro sanitario (ver apartado “dónde se puede realizar la prueba” más adelante), donde valorarán su caso, le indicarán la prueba y, en caso de obtener un resultado negativo, le dirán si debe repetírsela y cuando.

El sistema inmunitario tarda un tiempo en producir anticuerpos suficientes para ser detectados por la prueba, y este tiempo no es igual para todas las personas.

Al tiempo en el que se puede obtener un resultado negativo aún estando infectado se le conoce a menudo como “período ventana”. Generalmente se tarda entre 2 y 8 semanas tras la infección en desarrollar anticuerpos detectables, y casi todas las personas los han generado a los 3 meses de la práctica de riesgo. No obstante, en algunos casos se puede tardar hasta 6 meses.

¿Por qué ya no se recomienda esperar 3 meses para hacerse la prueba del VIH?

Con el fin de diagnosticar precozmente las nuevas infecciones, ya que:

  • Las pruebas disponibles detectan antes los anticuerpos.
  • En España un 25-30% de las personas infectadas por el VIH no sabe que lo está.
  • Permite beneficiarse lo antes posible de un seguimiento médico y adoptar las medidas necesarias para evitar la transmisión de la infección a otras personas.
  • Se estima que más de la mitad de las nuevas infecciones provienen de personas que desconocen su infección.
  • Las primeras semanas después de la infección (fase que se denomina primoinfección) la infectividad es muy elevada.
  • La motivación para hacerse la prueba tiende a disminuir al pasar el tiempo desde el momento de la práctica de riesgo.

¿Qué técnicas se utilizan para detectar la infección por el VIH?

En la mayoría de los casos se usan técnicas inmunoenzimáticas (EIA, ELISA) en una muestra de sangre. En caso de que el resultado sea positivo, con la misma muestra de sangre extraída se realiza una técnica más específica para confirmar el resultado, siendo el Western Blot el método más empleado.

El VIH también puede determinarse por métodos directos que incluyen el cultivo vírico, la determinación del antígeno p24 en plasma o suero y la demostración de genoma vírico mediante técnicas de biología molecular (PCR). Estos métodos se reservan para situaciones especiales: estudios de variabilidad genética, diagnóstico de recién nacidos, screening de donantes, seguimiento de pacientes VIH positivos, etc.

¿En qué consisten las pruebas rápidas de detección del VIH?

Estas pruebas son rápidas en cuanto al tiempo de espera desde la extracción de la muestra hasta la obtención del resultado, no en cuanto al tiempo que se tarda en producir anticuerpos detectables desde el momento de la infección (denominado en ocasiones “periodo ventana”).

No requieren un laboratorio para realizar el análisis, pero un resultado positivo a estas pruebas requiere una confirmación posterior de laboratorio. Un resultado negativo no requiere confirmación.

Las pruebas rápidas emplean generalmente una pequeña muestra de sangre que se obtiene de un dedo mediante un pinchazo con una lanceta. También pueden hacerse en saliva y orina.

La característica fundamental es que el resultado puede obtenerse en menos de 30 minutos.

Son muy útiles en situaciones que requieren un resultado inmediato.

¿Por qué hacerse la prueba del VIH?

Saber si se está infectado por el VIH permite beneficiarse lo antes posible de un seguimiento médico, acceder a un tratamiento eficaz que mejora la calidad de vida y aumenta la supervivencia, y adoptar las medidas necesarias para evitar la transmisión de la infección a otras personas.

Un resultado negativo, siempre que no se haya expuesto de nuevo al VIH, significa que no se ha infectado/a. Esto no significa que no se pueda infectar si tiene prácticas de riesgo.

¿Qué significa un resultado positivo de la prueba de VIH?

Un resultado positivo significa que tiene anticuerpos contra el VIH, y que se ha infectado con el virus. No todas las personas infectadas por el VIH desarrollan el sida. Es importante que acuda cuanto antes al médico/apara que le informe de los pasos a seguir. El tratamiento antirretroviral mejora la calidad de vida y retrasa la progresión de la enfermedad.

Informarse acerca de la infección por el VIH le ayudará a cuidarse de la mejor manera posible, protegerse de reinfecciones y evitar la transmisión a otras personas.

Existen organizaciones de personas con VIH que proporcionan de forma gratuita servicios deinformación, asesoramiento y atención psicológica, y que ofrecen un espacio para compartir experiencias, expresar emociones, consultar sobre temas de salud y problemas derivados del diagnóstico, etc.

Puede obtener información llamando de forma gratuita (también si llama desde móviles) desde cualquier lugar de España a los siguientes teléfonos:

  • Cruz Roja: 900 111 000
  • 900 Rosa: 900 601 601

¿Quiénes deberían hacerse la prueba de VIH?

Cualquier persona, hombre o mujer, puede estar infectada con el VIH si ha tenido prácticas de riesgo, es decir, si se ha expuesto a la infección a través del sexo o de la sangre.

Está recomendado hacerse la prueba del VIH cuando se encuentre en alguno de estos casos:

  • Si está embarazada o piensa tener un/a hijo/a.
  • Si ha tenido relaciones sexuales con penetración sin preservativo con una mujer o un hombre con VIH.
  • Si ha tenido relaciones sexuales con penetración sin preservativo con una o diversas parejas de las que desconocía si estaban infectadas o no.
  • Si presenta signos o síntomas indicativos de infección por VIH o enfermedad característica de sida.
  • Si ha compartido el material para inyectarse drogas (jeringuillas, agujas, cucharas, filtros…)
  • Si ha padecido alguna infección de transmisión sexual.
  • Si tiene una pareja estable y quiere dejar de usar el preservativo en sus relaciones sexuales.
  • Si ha tenido relaciones sexuales sin protección en países de alta prevalencia de infección por VIH.

¿Dónde se puede realizar la prueba del VIH?

La prueba del VIH se puede realizar en los centros sanitarios de la red pública de forma gratuita y confidencial:

  • Centros de atención primaria: médico de cabecera.
  • Centros de planificación familiar.
  • Centros de enfermedades de transmisión sexual (ETS).

También se puede hacer en:

  • Laboratorios de análisis clínicos.
  • Algunas ONG. Puede consultar un listado de ONG por comunidades autónomas en la página web: www.red2002.org.es

Existen centros en algunas ciudades, generalmente centros de ETS, en los que la prueba se realiza, si se desea, de forma totalmente anónima,  y sin presentar ningún tipo de documentación.

Para saber dónde hacerse la prueba del VIH u obtener más información, puede llamar de forma gratuita desde cualquier lugar de España a los siguientes teléfonos:

  • Cruz Roja: 900 111 000
  • 900 Rosa: 900 601 601

También puede consultar un listado de los centros por comunidades autónomas en la página web:  www.cruzroja.es/vih

¿Se puede realizar la preuba del VIH sin el consentimiento de la persona?

La prueba diagnóstica del VIH es voluntaria, requiere el consentimiento de la persona y se debe guardar la confidencialidad de la información tanto en el sistema sanitario público como en el privado.

Las pruebas de detección sí son obligatorias en los siguientes casos: en las donaciones de sangre, plasma sanguíneo y productos hemoderivados, en los transplantes e implantación de órganos humanos y en técnicas de reproducción asistida.

Si le han realizado una prueba de VIH sin su consentimiento puede pedir asesoramiento a:

  • El defensor del pueblo, o a su equivalente autonómico en aquellas comunidades autónomas en las que exista esta figura.
  • Atención al paciente si es en el ámbito sanitario.
  • Secretaría del Plan Nacional sobre el Sida o el plan autonómico de sida.
  • Asociaciones con asistencia jurídica para casos de discriminación.

¿A partir de qué edad no se necesita el consentimiento materno/paterno para realizarse la prueba del VIH?

La Ley 41/2002, de 14 de noviembre, básica reguladora de la Autonomía del Paciente y de Derechos y Obligaciones en Materia de Información y Documentación Clínica, establece la emancipación sanitaria en los 16 años.

¿Qué puede hacer si se ha expuesto a una situación de riesgo de infección por VIH?

La profilaxis post exposición no ocupacional (PPENO) es una medida de prevención secundaria dirigida a evitar el desarrollo de la infección por el VIH tras una exposición accidental al virus, por vía sexual o parenteral, fuera del ámbito sanitario.

Si ha estado expuesto a una situación de riesgo y no han transcurrido 72 horas desde la exposición al VIH, puede acudir, preferiblemente en las 6 primeras horas, al servicio de urgencias de un hospital, donde valorarán el riesgo y podrán aconsejarle iniciar un tratamiento preventivo con fármacos antirretrovirales durante 28 días que podría evitar la infección.

Un videojuego para evitar embarazos no deseados.

INICIATIVA | Sociedad Canadiense de Ginecología

  • Pretende difundir las distintas opciones de anticoncepción hormonal
  • El usuario puede elegir píldoras, parches, inyecciones u otros métodos

Frenar el avance del esperma usando alguna de las numerosas armas de arsenal anticonceptivo. Ese es el objetivo del videojuego ‘Birth Control Brigade'(La Brigada contraceptiva), una iniciativa de la Sociedad Canadiense de Ginecología y Obstetricia que, de una forma divertida, pretende difundir las distintas opciones de contracepción hormonal que están disponibles.

En este original juego, que puede obtenerse en la web sexualityandu.ca y como aplicación de Facebook, el usuario puede elegir entre píldoras, parches, anillos vaginales, inyecciones o DIUs para hacer frente a ‘oleadas’ de esperma que pretenden fecundar un óvulo expectante.

Cada ‘arma’ tiene sus propias propiedades y características y debe colocarse estratégicamente en cada pantalla para potenciar su efectividad.

«Es una novedosa forma de llegar a la juventud y hacer que comprendan que hay muchas opciones anticonceptivas y que cada una tiene sus pros, contras y consideraciones«, ha señalado Edith Guilbert, miembro de la Sociedad Canadiense de Ginecología y Obstetricia en una nota de prensa emitida por el organismo.

«Nuestra esperanza es que, a través del formato de un videojuego, el mensaje sobre las distintas opciones contraceptivas y la importancia de llevar una vida sexual responsable tenga un impacto positivo», ha añadido.

El videojuego está disponible on-line para todo aquel que quiera probar su destreza desde el pasado 27 de septiembre, cuando se celebró el Día Mundial de la Contracepción.

Publicado en: elmundo.es