Entradas

La historia machista de los anticonceptivos

La píldora anticonceptiva oral combinada, ese fármaco hormonal destinado a inhibir la fertilidad femenina tras una relación sexual con riesgo de embarazo, es en realidad otra muestra más de cómo el machismo está presente en todos los ámbitos, incluída la medicina.

 

 

La invención de esta diminuta pastilla es atribuida al químico mexicano Luis Ernesto Miramontes, quien, en octubre de 1951, sintetizó el compuesto activo básico de los primeros anticonceptivos orales: la noretisterona. El uso frecuente de este derivado del esterano conlleva una larga lista de riesgos para la salud: aumento de la hipertensión y del tromboembolismo, la formación de cálculos biliares, hemorragias uterinas/vaginales, mareos y náuseas e incluso estados depresivos. Todos estos “efectos adversos” están recogidos en los prospectos incluidos en la empaquetación de dichos fármacos.

Al fin y al cabo son hormonas que ingerimos cada 24 horas durante períodos de 28 días aproximadamente, tal y como aconsejan quienes las recetan. Actualmente, más de 100 millones de mujeres, de las cuales 12 millones son estadounidenses, toman este método anticonceptivo tan nefasto para la salud. El uso de los anticonceptivos varía según el país, la educación y la edad, pero el público siempre es el mismo. ¿Por qué?

¿No existen píldoras para hombres? Al parecer, sí. El año pasado llegó hasta nuestros oídos la noticia de que un grupo de científicos australianos había desarrollado supuestamente una píldora anticonceptiva que bloquea el transporte de espermatozoides durante el coito sin afectar a su fertilidad. Uno de sus creadores, Sab Ventura, afirmó que este método podría comercializarse dentro de diez años. Pero, ¿sería exitoso el uso de esta píldora entre los hombres?

 

Personalmente, creo que es improbable (o mejor dicho, imposible) en esta sociedad ultra-machista y patriarcal, que ha elevado la eyaculación masculina a la categoría “eso es lo que te hace un verdadero hombre”. Por eso se investigó desde un principio los métodos anticonceptivos para mujeres, algo que también ha servido como excusa para quienes prefieren penetrar sin preservativo.

Muchos dirán “la vasectomía es para hombres”, y así es, aunque la práctica de esta operación quirúrgica no es muy habitual, por no decir casi nula. Por cada 12 mujeres, un hombre se practica una cirugía de anticoncepción. Sin embargo, la ligadura de trompas es el método anticonceptivo que más se usa en el mundo: sorprendentemente, más de 150 millones de mujeres ya se han esterilizado.

Curiosamente, cada día vemos por los medios de comunicación anuncios destinados a hombres de más de cuarenta años preocupados por la disfunción erectil, por no hablar de la estimulante “pastillita azul” que consigue levantarte el ánimo y consolidar la reputada virilidad.

 

Con todo esto no estoy defendiendo aquella idea que nos inculcaron nuestros padres y abuelos de que cada relación conllevaba sí o sí ser madre. El embarazo ha de ser siempre una opción, no una obligación. Tampoco, y mucho menos, defiendo la enfermiza abstinencia sexual. Lo que sí pretendo es sensibilizar a toda persona que lea este artículo en el que he detallado y argumentado lo que, desde mi punto de vista, es algo a tener muy en cuenta: métodos anticonceptivos para ellas, afrodisíacos para ellos.

Daniel Curbelo
@Danmarcur

Fuente: Orbitadiversa.wordpress.com

 

 

 

La esperanza de vida de las personas afectadas por VIH está en 82 años

La esperanza de vida de los pacientes con VIH se acerca a la del resto de la población: 82 años, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE); además de que, hoy en día, la mortalidad directa por VIH es casi cero.»Estos pacientes envejecen y fallecen por otras enfermedades más propias de una edad avanzada que a causa de la propia infección por VIH, por lo que tienen otras necesidades de tratamiento aparte del VIH”, ha señalado el jefe de Enfermedades Infecciosas y Sida del Hospital Clínic de Barcelona, el doctor Josep María Gatell.Es por ello que el objetivo de los clínicos es encontrar los mecanismos para ofrecer a cada paciente una fórmula que adapte y combine, sin mermar la calidad de vida, la terapia contra el VIH con los tratamientos para el resto de enfermedades propias del envejecimiento y que también afectan a estas personas.

De este modo, expertos mundiales se reúnen en Sitges- Castelldefels (Cataluña) este fin de semana para participar en el XX Simposio Internacional sobre VIH «Simposio Si 2014» y donde, entre otros aspectos, se abordarán las alternativas para conseguir que los pacientes de VIH tengan una vida más larga y de mejor calidad, individualizando el tratamiento, adaptándolo a sus necesidades.

Actualmente, en España, hay unas 130.000 personas infectadas por VIH, y cada año se diagnostican entre 2.000 y 3.000 nuevos casos, por lo que la prevalencia del VIH lejos de reducirse, va en aumento.

“Estamos pidiendo a los pacientes con VIH que cumplan un tratamiento durante el resto de su vida, por lo que pensamos que éste se debe ceñir lo máximo posible a sus preferencias y forma de vivir; esto incluye también el tener que manejar otras enfermedades. Si individualizamos la elección de la terapia a estas necesidades del paciente nos aseguramos el éxito en el control de la infección y la prolongación de la supervivencia”, ha señalado el doctor Roy M Gulick, catedrático de Medicina y jefe de la División de Enfermedades Infecciosas en el Weill Medical College en la Universidad Cornell, de Nueva York.

Una de las enfermedades, con frecuencia relacionada con el VIH, y con la que por tanto tienen que convivir muchos de los pacientes seropositivo es la hepatitis C, debido a que ambas infecciones comparten el canal parenteral como vía de transmisión.

“Históricamente la infección por el VIH se produjo mayoritariamente por la adicción a drogas por vía venosa, compartiendo jeringuillas, motivo que lleva a que en estos momentos prácticamente el 45% de los pacientes con VIH en nuestro país estén coinfectados VIH/VHC”, ha señalado el jefe de la Unidad de Enfermedades Infecciosas del Hospital General de Valencia, doctor Enrique Ortega.

Dicho esto, ha explicado que “la relación coste-eficacia del tratamiento antirretroviral es la mejor de toda la historia de la medicina, y la relación coste-eficacia a medio plazo del tratamiento de la hepatitis C es también muy buena tanto en pacientes monoinfectados como coinfectados”

 

Fuente: consalud.es

Nuevo spot para concienciar sobre el VIH/SIDA.

Os presentamos la nueva y creativa campaña de la ONG de AIDS Council en colaboración con la agencia McCann de Helsinski, con la finalidad de concienciar a la población sobre la importancia del uso del preservativo en las relaciones sexuales para la prevención del contagio del VIH.

Dicha campaña intenta hacernos reflexionar utilizando el conocido recurso de las plataformas sociales de geolocalización.

¿Que os parece?  ¿Y vosotrxs… habéis estado allí?

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=0uaVlDRPZac[/youtube]

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=qhLKpmXrbCY&feature=related[/youtube]